Cerrito - Viale - María Grande - Hasenkamp - Hernandarias - Crespo - Villa Urquiza - San Benito - Segui - Tabossi
Con Cappa como técnico
María Grande, Martes, 04 de enero de 2011 ((20:31 hs.))
El marigrandense Milton Casco espera con ansias un buen año en Gimnasia y Esgrima de la Plata
El joven volante de Gimnasia y Esgrima de La Plata, Milton Casco está de vacaciones en su ciudad natal, María Grande. Aguarda con ansiedad el retorno al trabajo con el nuevo entrenador Angel Cappa. La meta del lobo es sumar puntos para escapar una vez más al descenso y la de él continuar como titular. Milton, con 22 años, vive los primeros sabores que le ofrece haber alcanzado el sueño de llegar a Primera A. Hace cinco temporadas que está en Gimnasia, después de haber jugado dos años en Atlético María Grande.

En 2009, Casco debutó en el primer equipo del club de La Plata y en el Apertura que finalizó, tuvo la mayor cantidad de presencias como titular. Mientras espera encontrarse con Cappa y de afrontar un campeonato que exigirá sacrificio, disfruta de días de descanso con familiares y amigos.

-¿Cómo te ha recibido María Grande, hay mayor reconocimiento?
-Muy bien. Todo es muy lindo, vas por la calle y todos te saludan. Se preocupan, me preguntan cómo me va. El hecho de terminar jugando de titular el torneo, a la gente de María Grande le genera mucha satisfacción, mucha alegría. Y eso provoca que te reconozcan aún más.

-Iniciar tu carrera y luchar en un equipo que busca permanecer en Primera, ¿da posibilidades o resta?
-Es dura la situación que estamos pasando, pero trato de pasarlo con la mayor calma posible y hacer lo que sé dentro de la cancha. Hay momentos complicados, porque la gente está alterada, porque hay que sumar y los puntos no llegan. Pero trato de no dejarme absorber por esa realidad. Trato de no llevarme por la gente, porque sino, no termino haciendo las cosas bien y lo fundamental es que hay que jugar con tranquilidad.


-¿Qué provoca la llegada de Cappa?
-Es muy linda noticia. Es un técnico muy bueno. Estoy convencido que vamos a trabajar bien para sumar la mayor cantidad de puntos posibles, que los necesitamos. No hemos tenido contacto con él. El 7 de enero cuando arranquemos la pretemporada será presentado. Pero estoy convencido que vamos andar bien.


-¿Cómo viven la posible vuelta del Mellizo Barros Schelotto?
-Desconozco. En Gimnasia lo quieren mucho por el pasado que tuvo. Sería bueno tener un referente de esas características.

-En el trabajo diario ¿miran la tabla o se mentalizan en el juego que necesitan?
-Para nosotros es difícil no mirar la tabla, el promedio. No tuvimos un año muy bueno. En los últimos partidos lo único en que se pensaba era en sumar. Se pudieron sacar unos cuantos puntos que ayudan. Dependemos de los puntos.


-Conviven con esa circunstancia.
-Desde que empecé a jugar en Primera que vengo viviendo una situación difícil en la institución. Pero es lindo a la vez, porque he soñado jugar al fútbol y el hecho de jugar en Primera, hay que hacerlo cualquiera sea el contexto, en todos lados.


-El Apertura, fue un cuesta arriba.
-Sí, cuando estaba Diego (Cocca) no se dieron los resultados, perdimos partidos que no merecíamos perderlos. Después agarró Pablo (Morant) tuve la chance de jugar y tuvimos la suerte de ganar un partido con Quilmes y luego unos buenos empates.


-De los técnicos ¿cuál se comprometió más con vos?
-Todos. Pero va en el gusto de cada uno. Si no le gusto al técnico, no hay nada que hacer. Entreno para estar bien y el día que me toque, hacerlo de la mejor manera.

-¿Gimnasia se preocupa, tiene interés en las inferiores?
-Siempre te respaldan, te apoyan. Siempre está la oportunidad de jugar en reserva, sino está la posibilidad de jugar en Primera. No te dejan inactivo.

-De tus compañeros de experiencia ¿Quién te ayuda?
-Cuando subí a Primera estaban los más grandes, Teté (Esteban) González, el Pampa (Roberto) Sosa, Chirola (Sebastián) Romero, (Mariano) Messera, (Diego) Alonso. Ahora tengo muy buena amistad con el Oso (Ariel) Agüero, él me habla mucho. El Gato (Gastón Sessa) es una persona muy abierta, nos da la confianza que necesitamos cada que ves que nos toca un partido o cuando le toca debutar alguno, él da el aliento que se merecen.

-¿Cuál es tu posición natural en la cancha?
-Como estuve jugando en los últimos partidos, de volante. Ahí me siento cómodo, porque es de la mitad para adelante. No tengo que ir tanto para atrás. Cuando estaba más de marca no era un peso, pero no podía rendirle al máximo al equipo, sentía que no ayudaba. Se lo dije a Leo (Leonardo Madelón), juego, pero no es mi posición. Bueno él necesitaba que le diera una mano y tuve que jugar retrazado.

-El hecho que Estudiantes salió campeón, ¿desanima o motiva?
-A los jugadores no nos influye mucho. Nosotros estamos pensando en otra cosa, estamos metidos en lo nuestro, en nuestros objetivos. No podemos estar pendiente de lo que hace o deja de hacer Estudiantes. Nosotros tenemos que pensar en sumar puntos y salir de la situación en que estamos y luego afrontar el torneo de otra manera.

-¿Cómo lo vivís con tu papá Oscar?
-Muy contento. Después de cada partido lo llamo y nos quedamos hablando. Si me tiene que decir las cosas me las dice. Me reta, me dice porque no le pegaste en tal jugada, tenés que ser más egoísta, me insiste. Bueno, pero hoy en día la forma de jugar es más grupal. Aunque no deja de tener razón, tendría que patear más al arco.

DATOS
Nació el 11 de abril de 1988 en María Grande. Está casado con Luciana Urreta, con quien tiene un bebé de 4 meses y medio, Gianluca, nacido en La Plata.
* Su padre es Oscar Casco, destacado volante derecho de Atlético María Grande en la década del ’80. En María Grande se inició en la escuelita de fútbol de Atlético que dirige Oscar Comas. El mismo entrenador lo hizo debutar en el primer equipo en 2004 con 16 años. En elenco mariagrandense jugó dos temporadas.
* Se probó en River Plate, Newell’s y en Unión de Santa Fe quien adquirió su pase. Pero ese no iba a ser su destino final. El dirigente mariagrandense Nicolás Flores y su padre, Oscar, rescataron su pase. Finalmente Julián Sosa lo acercó a Gimnasia, y allí ingresó con edad de Quinta División. Aunque tuvo de por medio antes de su presente dos operaciones de rodilla, el debut llegó el 12 de junio de 2009 por la 17ma fecha del Clausura donde Gimnasia cayó en Santa Fe ante Colón 2 a 0. El técnico Leonardo Madelón lo hizo ingresar a los 29 minutos se la segunda parte por Hugo Iriarte.
En el Apertura que finalizó sumó la mayor cantidad de minutos como titular. Jugó desde el inicio en 9 cotejos y en su puesto natural de volante ofensivo. Entre ellos estuvo presente en enfrentamientos antes tres grandes: River, Boca y Racing. Fuente: Aldo Leonardussi (El Diario)


Desarrollo web, sistemas a medida, e-learning

Política - Actualidad - Deportes - Cultura - El Campo - Turismo - La Región - La Provincia - El Pais